Vacaciones de verano, temporada más alta de consumo de comida chatarra

0
300
-Llaman a cuidar alimentación de menores.

Para que las vacaciones escolares no tengan saldos en la salud de los niños y adolescentes es necesario que los padres de familia estén vigilantes en esta temporada sobre los excesos en que los menores pueden caer en cuestiones de alimentación, pues hay monitoreos que ponen en evidencia que es la época de mayor consumo de comida chatarra que es uno de los factores que inciden no solo en el sobrepeso y la obesidad infantil sino también en enfermedades derivadas.

Los niños de Tamaulipas cada vez son más afectados por la diabetes, siendo su atención clinica un gasto que muchos padres no pueden pagar, por lo que se hace necesario el fomento a una detección oportuna de la enfermedad y la atención especializada de la misma, ya que solo de esta manera se puede frenar los estragos físicos, emocionales y económicos que trae consigo la enfermedad´

Por lo anterior las vacaciones de verano hace necesario que los padres de familia redoblen sus esfuerzos para motivar la activación física en sus hijos así como fomentar hábitos de alimentaciónsaludable, expone el Presidente de la Asociación Civil; \”Vive con Diabetes\” Carlos Santamaria Ochoa..

Afirma que las vacaciones son un verdadero peligro para la sana alimentación, ya que la ingesta de comida chatarra esta a la orden del día, siendo el detonante principal para la obesidad y el sobrepeso que afecta ya a más del 50% de los niños en Tamaulipas.

Santamaria Ocha, expone que las vacaciones trae consigo la permanencia en casa de los niños y jovencitos, que llegan a caer en el sedentarismo y la falta de actividad lo que son factores de riesgo considerando que se asocia al consumo de comida chatarra y comida rápida.

\”Como quien dice, los niños tienen el enemigo en casa, indefensos por su edad, de tomar decisiones positivas para su salud, por ello mismo si los padres no asumen con responsabilidad la parte que les corresponde, ellos podrían pasarse todo el día viendo televisión y comiendo chatarra y ello incide el el aumento de peso\”.

Menciona que esta demostrado que en las vacacciones los menores se vuelven más sedentarios, al pasar más tiempo frente a la computadora o al televisor, actividades que traen repercusiones en su peso, siendo el llamado para que los padres de familia busquen en esta temporada actividades recreativas a los menores: